Mercedes Gómez-Pablos

Es posible que Mercedes Gómez-Pablos entrase en el mundo de la pintura a través de la escritura. En todas sus obras, su reino de puertas para adentro, ese espacio oculto en sus casas, nos habla de espacios escondidos tras sus ventanas, de seres disimulados tras sus fachadas y, ahora, de historias veladas, en los libros que aparecen en sus cuadros de bibliotecas.

El espectador debe adivinar, imaginar, como en un cuento de Borges, si quiere entrar en las obras de Gómez-Pablos. Porque ante un marco lleno de muebles, de jarrones y bibliotecas, ante un sillón vacío y elementos perfectamente colocados en armonía, la mirada del espectador debe adentrarse en lo invisible. En las obras de Gómez-Pablos, lo oculto es tan importante como lo que se ve. El verso, el poema pintado por la artista, habita en esa dimensión escondida.

En 1959, en Mallorca, Mercedes expone en el Club de los Poetas, un lugar creado por Camilo José Cela, en Formentor. Entre los dos nace una amistad que durarte cincuenta años. Se escriben o se pintan mutuamente cuadros y textos narrativos. Tras el traslado a Chile de Mercedes, a partir de los a–os 60, la pintora descubre los poemas de Miguel Arteche, a quien conocerá meses más tarde. Su obra se guía por elementos intimistas, hasta que, como en el poema, “vibra tu mano rota mordida por la lluvia”.

Meses más tarde, en Isla Negra, la pintora vivirá, junto a Pablo Neruda, un ataque de nerviosismo cuando el poeta se empeñó en que Mercedes visitase su colección de arañas. La angustia que sintió durante ese paseo, por los estrechos pasillos donde tenía expuestos y disecados los insectos, la encontramos reflejada en las rejas y puertas cerradas a cal y canto de sus cuadros.

A finales de los 60 y principios de los 70, su encuentro con José Bergamín, en París, marca un vuelco en su pintura, que se dirige, a partir de entonces, hacía la abstracción. Con el poeta irá a tertulias, verá corridas de toros y se atreverá a pintar la muerte en Habla la muerte, un libro de poemas de Bergamín ilustrado con grabados. Mercedes plasma la angustia y la agitación, como la tranquilidad y la belleza que siente leyendo a los poetas, que han estado a su lado desde siempre.

La pintora busca el granito de arena que aún permanece de la belleza. El origen de todas las cosas. Hacía tiempo que Gómez-Pablos quería rendir homenaje a “sus poetas”, como ella los llama. Ya lo ha hecho. Detrás de sus interiores, no son escenas sino palabras las que aparecen. La pincelada es su verso. Los colores sus rimas. Las rimas de otro tiempo que de su mano, recuperamos.

(Fuente: laventanadelarte.es)

 

Sobre el Artista

Mercedes Gómez-Pablos

Obras de Mercedes Gómez-Pablos
Selecciona los filtros y cierra esta panel para ver los resultados {content}
Todos los precios incluyen IVA

Visita Nuestra Galería Central en Madrid

Dirección

c/ Gran Vía 16, 5ª planta
28013 Madrid
España (Spain)

Horarios

Lunes-Viernes: 10-14 y 16-21 h.
Sábados: 10-14 h.
También bajo cita previa

Contacto

Teléfono: (+34) 91 360 47 13
Email: info@tallerdelprado.com
Formulario de Contacto

¡Quiero recibir novedades
y un 20% de descuento en mis compras!

Regístrate gratis como Socio del Taller del Prado y recibe a nuestro boletín de noticias con novedades, eventos y promociones exclusivas.


Taller del Prado - Arte y Ediciones

c/ Gran Vía 16, 5ª planta
28013 Madrid. España (Spain)

Email: info@tallerdelprado.com
Teléfono: (+34) 91 360 47 13

Artículo añadido al carrito.
1 artículo - 635,00